miércoles, 10 de septiembre de 2008

”La Caixa” y el Departamento de Medio Ambiente habilitan una Ruta de los Usos Tradicionales del Agua en la comarca Comunidad de Calatayud


El recorrido divulga 7 puntos de interés del patrimonio hidráulico de la zona


El objetivo es recuperar y dar a conocer las infraestructuras hidráulicas como forma de turismo sostenible y de divulgación de la cultura del agua en Aragón

El Departamento de Medio Ambiente de Aragón y la Caixa han presentado hoy la Ruta de los Usos Tradicionales del Agua que se ha creado en la comarca Comunidad de Calatayud. La directora general de Desarrollo Sostenible y Biodiversidad, Anabel Lasheras, acompañada del el responsable de relaciones institucionales de la Caixa en Aragón, Navarra y La Rioja. Ricardo Alfós, han visitado algunos de los elementos más destacados de esta ruta. También han participado en la visita alcaldes, representantes de la comarca y el gerente de la Red Natural de Aragón en Calatayud, José Luis Frisa.

La Ruta de los Usos Tradicionales del Agua supone una iniciativa de promoción de turismo sostenible, basada en las abundantes infraestructuras hidráulicas tradicionales que existen en la zona. El proyecto, con una inversión de 26.000 euros, ha consistido en la instalación de señalización indicativa de las principales infraestructuras hidráulicas de la comarca, así como de paneles interpretativos en los diferentes puntos de interés de la ruta.

La Ruta de los Usos Tradicionales del Agua permite recorrer muchos elementos singulares que tienen que ver con el uso de este recurso, Así, el visitante puede encontrar información de fuentes, acueductos, estanques, salinas y embalses de la zona. Por otra parte, este recorrido ejemplifica a través de usos personales, sociales y económicos tradicionales del agua la importancia que ha tenido y sigue teniendo la cultura del agua en Aragón.

Puntos de interés de la Ruta de los Usos Tradicionales del Agua

1. Fuentes y acueducto de Carraembid de Ariza

En Ariza destacan varias obras de ingeniería hidráulica:

- El puente Cinco Ojos sobre el Jalón, una de las más bellas y antiguas obras de piedra de sillería de la Comunidad de Calatayud.

- En la margen izquierda del río Jalón, la acequia del Molinar salva los barrancos que desaguan en el río mediante excelentes acueductos, entre los que destacan el de Carramonteagudo, el de Pijuar o el acueducto que salva el barranco de Carraembid, que cuenta con cinco ojos y le precede un sifón de piedra.

- Entre las fuentes y manantiales encontramos nombres tan sugerentes como: la Pimpirinela, fuente del Pez, fuente Amarga, la Esteba, el Cenajo, etc.

2. Acueducto de Belmonte de Gracián

De origen presumiblemente musulmán, como en el caso del castillo y construcciones colindantes, este acueducto data del siglo X y su utilidad era trasladar el agua a los habitantes del antiguo Belmonte. Merece la atención por su singularidad y belleza.

3. Fuente de los Ocho Caños de Calatayud

Fuente de estilo renacentista, concretamente del año 1598, y en estilo manierista, que hasta 1969 se encontraba próxima a la Puerta de Alcántara, en el camino a Valencia, año en el que fue desmontada y trasladada a su actual ubicación. La fuente traía sus aguas desde el término de Cifuentes.

4. Acueducto Romano de Cervera de la Cañada

El más antiguo de los acueductos de la comarca, denominado también Puente de los Tres Ojos de Cervera. Se trata de una obra romana inédita, que formaba parte del sistema de abastecimiento de la ciudad romana de Bílbilis.

5. Estanque de Munébrega

Este estanque con más de 600 años de antigüedad, a las afueras de Munébrega, se creó con el objeto de recoger el agua procedente del manantial que allí nace, y de esta forma aprovecharla para el abastecimiento del poblado romano que existía, como muestran los restos que aún hoy pueden encontrarse.

6. Embalse de la Hoz, lavadero y fuente de Torralba de Ribota

Denominada Fuente de los Tres Caños, data de principios del siglo XVII, y alimenta al pilón. De espaldas a la fuente se encuentra el lavadero, uno de los más bellos de la comarca. El embalse de la Hoz se encuentra a 4 kilómetros del municipio, y data del año 1916 construido por la Hermandad de Labradores.

7. Polvorines de Villafeliche

El municipio de Villafeliche fue bautizado, y con razón, con el sobrenombre de Pueblo de la Pólvora: en 1764 funcionaban en la localidad 165 molinos dedicados a la elaboración de este material explosivo.

La fabricación de pólvora comenzó en el siglo XVI y se fundamentaba en cuatro elementos esenciales, todos ellos de procedencia aragonesa: la fuerza motriz del río Jiloca; el salitre del municipio de Epila; el azufre, que procedía siempre de las fecundas minas de Villel (Teruel), y, en último lugar, el carbón vegetal, procedente de la misma localidad de Villafeliche. Sus vecinos lo elaboraban preferentemente con sarmientos de vid, y en ocasiones, con ramas de sauce.

Convenio Obra Social la Caixa y Gobierno de Aragón

la Caixa destina 1,5 millones de euros en tres años a más de una treintena de proyectos medioambientales en Aragón, gracias al convenio de colaboración con el Departamento de Medio Ambiente. Entre estas actuaciones caben destacar los proyectos destinados a la mejora de la accesibilidad para personas con deficiencias de movilidad y sensoriales a la Red Natural de Aragón, la habilitación de senderos y rutas fluviales, el fomento de la ganadería extensiva para prevenir los incendios, el seguimiento de especies y la mejora de humedales, entre otros.

En la vertiente más social del acuerdo destaca la inserción laboral y social de personas en riesgo de exclusión social. Hasta el momento, un total de 34 hombres y mujeres en situación desfavorecida han participado en los proyectos que incluye el convenio de colaboración.

No hay comentarios: